Ibiza
Ref. 541

Dalt Vila
casa en casco antiguo

€ 1.980.000
 
aprox. 240 m² aprox. 40 m² completamente restaurado aprox. 1880
 

aeropuerto
ca. 10 min (coche)

próxima playa
ca. 5 min (coche)

próximo pueblo
ca. 0 min (a pie)

piso 1:
dormitorio
salón
comedor
piso 2:
2 dormitorios
oficina
habitación de chimenea
comedor
3 cuartos de baño
2 cocinas
 

acristalamiento doble, ADSL, aire acondicionado frío/calor por conductos, alarma, armarios empotrados, baño en suite, chimeneas, cocina, iluminación integrada en techo, mallorquinas, parcialmente calefacción de suelo, solarium, suelos de terracota

En un ambiente medieval, rodeado de murallas históricas y enclavado en las típicas calles de Dalt Vila, esta casa del siglo XIX fue restaurada en 1969 por el famoso arquitecto de la Bauhaus Erwin Broner.

Para los amantes del arte un punto culminante es saber que aquí vivía el artista Emilio Vedova, un representante principal de la pintura italiana informal del año 1950 hasta principios de 1960, y fue muchos años inspirado para muchas de sus obras.

La propiedad ofrece 2 unidades de alojamiento con entradas separadas, que están conectadas por una puerta interior y por lo tanto permiten el uso individual o compartido.

La vivienda menor situada en la parte inferior de las dos unidades consiste en un vestíbulo, una habitación con cocina tipo industrial y elementos de asientos de ladrillo y dos arcos nobles, uno de los cuales lleva a una sala grande y luminosa con 2 escalones descendentes (antiguo Atelier de Emilio Vedova), que fácilmente podría convertirse en un dormitorio con baño en suite y sala de estar construyendo una pared. La puerta de conexión a la zona de comedor de la casa principal se ubica en el lado del baño de ducha renovado.

La casa principal, cuya superficie se extiende en 3 plantas más la azotea, ofrece en la planta baja una pequeña zona de entrada y una cocina equipada semi-abierta con un mostrador abriendo a la acogedora zona de comedor que a su vez abre a la pintoresca salita de chimenea. En el corazón de esta zona impresiona el techo de doble altura. Una escalera de estilo típico de Broner conduce a la primera planta que alberga la galería abierta con oficina y zona de dormir, así como un cómodo cuarto de baño con ducha.

El dormitorio principal, muy encantador y espacioso, con chimenea y espectaculares vistas al puerto de Ibiza Nueva, al mar y al frente a Marina Botafoch, se encuentra en el segundo piso. Grandes puertas correderas de cristal abren hacia el mar o al lado opuesto a una terraza de unos 6m² con vista a la Catedral. Un baño modernizado en suite completa este nivel.

También un sueño es la azotea con impresionantes vistas panorámicas hasta la vecina isla de Formentera. Esta vista es también una experiencia inolvidable, incluso con iluminación nocturna y el entrar de los barcos en el puerto.

Una propiedad histórica que hace que el espíritu positivo de destacados artistas y arquitectos se sientan en todos los ángulos.

Búsqueda por referencia o zona